El modelo de Agricultura Sostenible que propone la FAO | JANUS
Janus Proyecto Rural Integrador es una granja sustentable, sostenida en los principios de la Agricultura Biodinámica, donde producimos alimentos vitales y nutritivos sin presencia de agroquímicos, con un modelo de intercambio y consumo responsable basado en CSA, la Comunidad que Sostiene la Agricultura, ubicada en la provincia de Río Negro, Patagonia Argentina.
agricultura biodinámica, agroeocología, agricultura familiar, agricultura orgánica, alimentación saludable, alimentación consciente, sustentabilidad, producción sustentable, CSA, consumo responsable, comercio justo,
56331
post-template-default,single,single-post,postid-56331,single-format-gallery,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-1.7.1,smooth_scroll,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
 

El modelo de Agricultura Sostenible que propone la FAO

El modelo de Agricultura Sostenible que propone la FAO

La realidad visible que caracteriza a JANUS Proyecto Rural Integrador, su materialidad manifiesta en los alimentos vitales y nutritivos que producimos con sus aromas, formas, colores y sabores, se asienta en Cuatro Pilares Fundamentales. Basados en ellos venimos trabajando desde hace una década —poniendo todo nuestro esfuerzo y recursos— en el desarrollo y consolidación de nuestro propio modelo de producción sustentable, en diálogo constante con otras experiencias y compañeros de camino, con quienes compartimos la convicción de defender la importancia de la seguridad alimentaria garantizando la calidad los alimentos que producimos y consumimos.

 

En los últimos años venimos siendo testigos y protagonistas de un doble movimiento simultáneo. Por un lado vemos con desazón que Los síntomas de colapso del modelo de agricultura son cada vez más evidentes, la demostración de la inviabilidad a futuro del actual y hegemónico modelo de producción agroindustrial, basado en grandes superficies de monocultivos extensivos —no solo de granos sino también de frutas y verduras— mediante el uso de transgénicos y agroquímicos, gracias a una también doble constatación: científica —a través de numerosas investigaciones basadas en evidencia— y social —a través, lamentablemente, de los crecientes casos de enfermedades y otras consecuencias negativas de sus prácticas, relacionadas con el paulatino despoblamiento del campo y la falta de trabajo, por ejemplo. 

 

Por el otro lado, vemos con alegría el crecimiento exponencial de varios modelos de producción sustentableAgricultura Biodinámica, Agroecología, Agricultura Orgánica, Agricultura Regenerativa, Agricultura Sintrópica, entre otros, de los que con orgullo formamos parte como protagonistas—, continuadores de aquellas virtuosas modalidades de producir que en el pasado originaron la Agricultura en el seno de las diferentes civilizaciones en todo el planeta con el propósito de producir sus propios alimentos vitales y nutritivos, en armonía con los ritmos de la naturaleza, vitalizando el suelo, resguardando las semillas, reconstruyendo y fortaleciendo los lazos comunitarios, bajo una mirada ecosistémica que cuida el ambiente y los recursos naturales.  

 

En un esfuerzo global por sistematizar las características principales de los diferentes modelos productivos sustentables, la FAO ha desarrollado una visión común y un enfoque integrado para la sostenibilidad de la agricultura, la actividad forestal y la pesca. Esta perspectiva unificada —válida en todos los sectores agrícolas y teniendo en cuenta los aspectos sociales, económicos y ambientales— asegura la eficiencia de la acción sobre el terreno y se sustenta en el conocimiento basado en la mejor información científica disponible, y en la adaptación a nivel comunitario y nacional para asegurar la relevancia local y su aplicabilidad.

 

Presentamos aquí los 5 principios de la Agricultura Sostenible:

 

Principio 1. Mejorar la eficacia en el uso de los recursos es crucial para la sostenibilidad de la agricultura

Modificando algunas prácticas actuales es posible mejorar la productividad de muchos sistemas agrícolas y de producción de alimentos.

 

Principio 2. La sostenibilidad requiere actividades directas para conservar, proteger y mejorar los recursos naturales

La producción agrícola y de alimentos depende de los recursos naturales, y por ende, la sostenibilidad de la producción depende de la sostenibilidad de los propios recursos naturales. Se pueden hacer muchas cosas para reducir los impactos negativos y mejorar el estado de los recursos naturales.

 

Principio 3. La agricultura que no proteja los medios de subsistencia rurales y mejore la equidad y el bienestar rural es insostenible

Asegurar que los productores tengan un acceso y control adecuado de la productividad de sus recursos y hacer frente a la brecha de género, puede contribuir significativamente a reducir la pobreza y la inseguridad alimentaria en zonas rurales.

 

Principio 4. La agricultura sostenible debe aumentar la resiliencia de las personas, las comunidades y los sistemas

Los fenómenos meteorológicos extremos, la volatilidad de los mercados o los conflictos civiles debilitan la estabilidad de la agricultura. Las políticas, tecnologías y prácticas que generan resiliencia de los productores ante estas amenazas contribuyen también a su sostenibilidad.

 

Principio 5. Una alimentación y una agricultura sostenibles necesitan mecanismos de gobernanza responsables y eficaces

La transición a una producción sostenible solo puede darse allá donde exista un justo equilibrio entre iniciativas del sector privado y del sector público, y cuando se cumplen los requisitos de rendición de cuentas, equidad, transparencia y estado de derecho.

 

Los invitamos a compartir, participar, comprometerse y disfrutar de nuestra Experiencia Biodinámica completando nuestro Formulario de Contacto¡Gracias por elegir formar parte de la gran familia Janus!

 



EnglishFrançaisPortuguêsEspañol